Cinco Soluciones Rápidas para Terminar con el Estrés

1 de Noviembre  de 2018

“Me siento tan estresado en el trabajo. ¿Qué puedo hacer al respecto?”

Esta, o una variante, es una de las preguntas que escuchamos más a menudo cuando viajamos y compartimos con los demás. Recientemente dimos una charla sobre “Encontrando Paz Interior en un Mundo Estresante.” Voy a dar cinco técnicas rápidas para lidiar con el estrés, pero primero veamos rápidamente sus aspectos positivos y negativos.

 

Tulipanes en los Jardines del Crystal Hermitage. Foto de Barbara Bingham.

Necesitamos algo de estrés para poder crecer. Lutero Burbank, el gran botánico y santo, descubrió algo asombroso al trabajar con las plantas. Para poder desarrollar nuevas cualidades, las plantas necesitan ser estresadas. Por ejemplo, una planta que ama el sol llevada a la sombra desarrollará un tallo más fuerte y hojas más grandes. Burbank dijo que cuando es estresada, una planta regresa a su historia genética para encontrar nuevas expresiones. Los levantadores de pesas saben que deben llevar un músculo hasta el fallo para que se vuelva más fuerte.

Pero demasiado estrés, especialmente cuando es crónico, es peligroso. El estrés nos empuja hasta el síndrome de lucha o huye, el cual libera gran cantidad de químicos y hormonas en el cuerpo. Esto es útil para lidiar con una amenaza imprevista, como encontrar una cobra cerca de tu puerta. (Uso este ejemplo porque de hecho vimos una cobra afuera de nuestra puerta en un retiro cerca de Bangalore, hace unos días. Antes de que se queden sin aliento y sientan un aluvión de estrés de segunda mano, era solo un bebe, de aproximadamente treinta centímetros de largo, y estaba siendo arreada suavemente con una escoba por un guardia, hacia un área segura.)

Pero volvamos al estrés. Mucha gente se encuentra en situaciones de mucha presión en el trabajo o en su casa, donde no es apropiado ni luchar ni huir. Si nos damos cuenta de que la mayoría del estrés que sentimos viene del interior, de nuestro proceso reactivo, entonces hemos encontrado algo con lo que podemos trabajar. Aquí hay cinco soluciones rápidas. También he anotado el tiempo aproximado que se necesita para cada una, por diversión.

1) Respirar. Ten a tu disposición un pequeño juego de herramientas de técnicas de respiración. Solo tomar cinco respiraciones profundas ayudará. Es incluso mejor hacer algunas vueltas del simple pranayama (pulse aquí para ver el enlace en inglés)  “respiración medida”: inhala lentamente contando hasta ocho, retén contando ocho, y exhala contando hasta ocho. La duración de la respiración puede variar de acuerdo a lo que sea cómodo, pero asegúrate de que los conteos son todos iguales. Yogananda recomendó que hagamos esto diariamente mientras caminamos, pero puede usarse también en cualquier situación estresante. Tiempo aproximado: un minuto.

2) Mentalmente, reparte nuevamente los papeles de la situación. Una historia muy conocida ilustra este método: Imagina que estás en un autobús colmado de gente, a punto de beber un sorbo de tu taza de café, cuando alguien empuja tu brazo, derramando el líquido caliente sobre ti. Cuando estás a punto de decirle lo que piensas, ves que es ciego. Inmediatamente la compasión aumenta y el nivel de estrés cae. Todos son ciegos a su manera. Si puedes repartir nuevamente los papeles en una situación estresante, vuelves a estar al control. Tiempo: un minuto.

3) Cambia tu enfoque. Cuando estés confrontando a tus propios productores de estrés—estados de ánimo o pensamientos negativos—corta su impulso visualizando una escena agradable muy claramente durante uno o dos minutos. Luego, con tu mente puesta en otra dirección puedes volver a enfocarla en un pensamiento o estado de ánimo positivo. Tiempo: dos minutes.

4) Lleva tu energía al ojo espiritual. Presiona tu dedo índice sobre el ojo espiritual brevemente, mientras te concentras allí profundamente, intentando ver luz y sentir gozo. Tiempo: treinta segundos.

5) Practica la gratitud. Todo lo sucede es una expresión del amor de Dios y Su deseo por nuestra libertad. Sea lo que sea que venga, di, “Gracias Dios. Gracias Dios. Gracias Dios. (Pulse aquí para ver el enlace en inglés).” Dilo en serio. Tiempo: cinco segundos o toda la vida.

Tiempo total para las cinco soluciones que terminan con el estrés: 4 minutos, 35 segundos.

Lo mejor para combatir el estrés es la meditación, pero eso es mejor dejarlo para otro blog (pulse aquí para ver el enlace en inglés).

En paz y gozo,

Nayaswami Jyotish

Pulse el siguiente link para escuchar el audio de éste blog en inglés con voz de Nayaswami Jyotish:

 

Si deseas conocer acerca de nuestros cursos pulsa la siguiente imagen:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *